CRÓNICA | El conjunto de Germán Crespo rompe la racha de imbatibilidad del Córdoba 

Hoy, un domingo 5 de mayo, el día de la madre, sería la fecha en la que, tras varios años, tras un largo viaje, el equipo liderado por Iván Ania volviera a pisar la hierba nazarí en el Estadio Nuevo Los Cármenes. Todo hijo quiere lo mejor para una madre, y que mejor regalo que volver a casa con los tres puntos en el bolsillo para hacer que se sienta orgullosa. Una vez todo estuvo preparado, el colegiado dio permiso para abrir el telón y dar comienzo al mejor espectáculo del mundo, el fútbol. 

El conjunto califa, fiel a su filosofía de juego, entró enchufado al partido y salió con todo y a por todo desde el minuto uno. De hecho, ellos tendrían la primera ocasión del encuentro de la mano del hispano-marroquí Simo, probando fortuna desde fuera del área. No obstante, se marchó por encima del larguero. Superados los primeros diez minutos, tras un rebote de un córner lo intentaría de nuevo; aunque acabó con el mismo resultado, una pelota que se marchó por encima de la portería nazarí. 

Sin llegar a superar el primer cuarto de hora de partido, un equipo conseguiría marcar. Un saque de esquina botado por el Kuki llegaría a Martínez para que rematase a placer. Sin embargo, el colegiado invalidó la jugada por una falta en ataque. Si la jugada hubiera sido validada, estaríamos hablando del primer gol del zaguero onubense con la elástica blanquiverde. 

Pasados los primeros quince minutos, el Recreativo Granada comenzaría a despertar con dos claras ocasiones en apenas dos minutos. Por un lado, un centro de la banda derecha al corazón del área que Serigne Gaye no cazó por los pelos. Por otro lado, un disparo desde la frontal del área de Sáenz que no cogería portería.  El técnico nazarí Germán Crespo, exentrenador del Córdoba, pondría en aprietos a la agrupación del entrenador ovetense Iván Ania, con varias ocasiones peligrosas. En una de ellas, el equipo de casa lograría ver puerta gracias a un centro de Xavi Estacio a la cabeza del capitán. Afortunadamente, no supondría un problema para que el meta almeriense lo detuviese. 

El líder del grupo, el equipo orellut, podría coronarse como campeón y lograr su vuelta a la segunda división si el Córdoba no lograba ganar en el feudo nazarí. Así que, como dijo el míster ovetense en rueda de prensa, hasta que las matemáticas digan lo contrario, habrá que pelear hasta el final. Superada la primera media hora de juego, las tablas proseguirían en el marcador. Para Ania, la victoria era crucial, y más sabiendo que se estaba enfrentando contra el farolillo rojo de la tabla, el cual matemáticamente estaría en Segunda Federación.  

Tras la arrancada del conjunto local, sería de nuevo el equipo visitante el cual volvería a hacerse con el dominio del encuentro, pero se le estaba resistiendo alcanzar la portería gracias a las magníficas intercepciones del defensa Óscar. Aun así, Simo se sacaría de la chistera una gran jugada individual, caracoleando por la zona de tres cuartos para buscar a la referencia en ataque, el rambleño Casas. Él, se colocó prácticamente solo contra el portero, pero no pudo ver puerta. 

En el último suspiro de la primera mitad, el Córdoba tendría una oportunidad para adelantarse en el marcador, pero el árbitro sentenció el final de la primera parte enviando a ambos equipos a vestuarios con tablas. Los mismos veintidós jugadores que empezaron el partido serían los encargados de comenzar la segunda parte, la cual comenzó con un dominio del equipo visitante. De la nada, a los cinco minutos de juego un pase filtrado desde la defensa de la mano de Lapeña buscaría a Casas, pero estuvo providencial el portero local saliendo de su área para despejar la redonda. Ciento veinte segundos después, el hispano-uruguayo pudo marcar el primero de la tarde con la ayuda de Carracedo y Simo pero no hubo manera. 

Parecía infranqueable la defensa nazarí puesto que, a cada embestida califa, mostraban contundencia y valor para impedir el avance de los hombres liderados por Iván Ania. Superada la hora de partido, al fin un equipo rompería la igualdad del encuentro. Sería el cuadro local de la mano de Pablo Sáenz, el cual de una gran jugada se sacó un zapatazo con rosca al palo largo imparable para el meta visitante. Este gol, bajó la moral de la afición blanquiverde desplazada pues suponía el ascenso del Castellón. Aun así, el conjunto califa lo seguiría intentando para, al menos, sacar un punto y mantener su racha de partidos invictos como visitante. 

Desafortunadamente, poco antes de entrar en la recta final del partido, un centro del recién entrado Rodelas encontraría solo a Serigne Faye para anotar el segundo de los locales y dejar prácticamente visto para sentencia el partido. El filial nazarí, el cual solo se jugaba no quedar el último clasificado, ganaba al que se catalogó como el mejor visitante del grupo II. Mientras en la zona visitante solo había caras largas, en Castalia comenzaban a desembotellar el champán. Tras encajar el segundo tanto, las ocasiones del Córdoba no pararon de aumentar para intentar revertir la situación y establecer un reparto de puntos. 

Por si pareciera poco, todavía quedaba más. En el minuto noventa, el equipo nazarí dejó sentenciado completamente el partido con el gol del revulsivo Lassina. Sin tiempo para más, el colegiado pitó el final del partido para cerrar el telón y despedir un espectáculo dantesco por parte del Córdoba. Ahora, el cuadro blanquiverde se centrará en acabar el segundo clasificado y en ascender vía promoción de ascenso. 

Mal partido del Córdoba CF ante un equipo, el filial granadino, que llevaba varias jornadas descendido. Acierto pleno de los jugadores locales en un partido especial para Germán Crespo, ex entrenador de la escuadra blanquiverde, hoy técnico del Club Recreativo Granada.


Ficha técnica 

3 – Recreativo Granada: Pol Tristán (P), Brau (C), Miki Bosch (Van Rijn, 72′), Masllorens (Juanma, 56′), Julito (Lassina, 84′), Serigne Faye, Pablo Sáenz, Xavi Estacio, Clavijo (Mario González, 56′), Nils Mortimer (Rodelas, 72′) y Óscar. 

0 – Córdoba CF: Carlos Marín (P) (C), Iván Rodríguez, Calderón, Lapeña, Álex Sala (Diarra, 65′), Zalazar, Simo (Adilson, 65′), Isma Ruiz, Martínez (Carlos García, 87′), Casas (Toril, 59′) y Carracedo (Kike Márquez, 65′). 

Árbitro: Rodríguez Recio (comité madrileño). Amonestó a los locales Nils Mortimer (48′) y Serigne Faye (51′). 

Goles: 1-0 (64′) Pablo Sáenz, 2-0 (77′) Serigne Faye, (3-0) (90′) Lassina. 

Incidencias: encuentro correspondiente a la trigésimo quinta jornada del grupo II de la Primera Federación, disputado en el Estadio Nuevo Los Cármenes, con la presencia de varios cordobesistas en las gradas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *